Muchacha cambiando las lentillas por la mañana

¿Qué es lo que deberíais de tener en cuenta a la hora de elegir lentillas?

 

Hay dos categorías de lentillas, las duras y las blandas. Dentro de éstas hay 3 tipos de lentillas.

– Lentillas esféricas: se utilizan para compensar la hipermetropía y la miopía.

– Lentillas tóricas: se utilizan para compensar el astigmatismo.

– Lentillas multifocales: para compensar la presbicia, van enfocadas para las personas que tienen un defecto refractivo de lejos y también tienen presbicia.

Hoy en día las más utilizadas son las lentillas blandas. Dentro de las lentillas blandas, tenemos las de hidrogel que son las que más se utilizaban hace unos años y las de hidrogel de silicona que son las más novedosas y las que más se usan a día de hoy.

Clasificación de las lentillas blandas:

Según el tipo de uso pueden ser:

    • Diarias.
    • Mensuales.
    • Quincenales.
    • Trimestrales.
    • Terapéuticas: suelen utilizarse para la recuperación después de las operaciones.
    • Cosméticas.
    • De color.
    • De fantasía.
    • Protésicas: hacen que el ojo parezca más normal cuando padezca algún tipo de patología que afecte al globo ocular.

De todas las lentillas de las que hemos hablado, las más utilizadas a día de hoy son las lentillas mensuales, aunque un porte menor de ellas da mayor seguridad al ojo, por ello el uso de las lentillas diarias son mejor.

Pero a día de hoy, por relación calidad precio, las lentillas que más se usan son las mensuales.

 

 

Las principales diferencias entre las lentillas diarias y las mensuales son las siguientes:

– Lentillas diarias: nos olvidamos de los líquidos y de la limpieza, ya que son de usar y tirar. En este sentido son mucho más prácticas a la hora de viajar y mucho más seguras ya que el contagio corneal u ocular es el mínimo.

Como posible inconveniente podríamos mencionar el precio de éstas ya que son más caras que las mensuales.

– Lentillas mensuales: lo bueno que tienen es la calidad precio y como posible inconveniente podría ser la utilización de líquidos y limpieza.

 

¿Qué es lo que deberíais de tener en cuenta a la hora de elegir lentillas?

Lo primero a tener en cuenta es si las vamos a utilizar todos los días, si es así, la mejor elección sería las mensuales o quincenales, por la relación calidad precio.

Si no las vas a utilizar a diario, las recomendadas en este caso serían las lentillas diarias, ya que el precio no sería tan elevado por el tiempo de uso y son las más seguras de todas.

Lo siguiente a tener en cuenta es el modo de vida y de si sois descuidados o no, si te consideras una persona descuidada quizás lo más adecuado no sean las lentillas mensuales, ya que no vamos a realizarle los cuidados necesarios y esto puede derivar en un contagio en nuestros ojos.

Y en último lugar el precio, siempre que nuestro presupuesto no sea muy elevado, nos iremos a la lentillas mensuales o quincenales, pero si te lo puedes permitir nuestro consejo es que elijas las diarias por la seguridad que nos ofrecen éstas.